Carta de El Gong a la Presidenta de la República. Hoy hay que poner el pecho

Sábado, 05 Septiembre 2015 05:36 Publicado en Política Visto 3184 veces

Señora

Michelle Bachelet Jeria

Presidenta de la República de República de Chile

Presente

 

De mi consideración:

Soy un anónimo perceptor regional de su supuestamente crítico estado de inercia o ingobernabilidad, escucha y lector de “fieles e infieles”, que como ha dicho este diario (que naturalmente usted no lee), la quieren llevar  a un estado de abdicación.

Me duele, señora Presidenta que, ante supuestos de su estado de salud, se haya estructurado un  destino incierto para nuestro país, al que se usted tanto quiere.

Sé que para usted no hay en Palacio ”escuchas” del pensamiento, ideología e inteligencia de gente de regiones. Somos batracios en su Gobierno, aunque sé que usted así no lo quiere. No tiene tiempo ante tanto problema, equis,  equis,,,etc..

Quiero decirle que este diario, que calculo jamás ha abierto, está porque usted haga elocuente su liderazgo. ¿Cómo?, podrán decírselo su asesores o amigos del Segundo Piso, o en las postrimerías de su mandato, consultar la modestia comunicacional de quienes tienen en regiones, menos ideologismo conservador y funcionario; y más sentido, también ideológico, de cómo idear una estrategia coherente, de impacto, más profesional que política, de cómo ver el país que usted gobierna y a sus regiones.

Algún día, por ejemplo, usted o sus asesores, ha invitado a periodistas de regiones a sus giras. Poco o nada. Centralismo puro, señora Presidenta, que entendemos por todo lo que hoy se dice de usted: está ausente.

Le digo esto, no para que reflexione, ya tiene dos mandatos, sino que para que lo guarde en su baúl de los recuerdos: algo innovador que no quiso hacer. Escuchar a las regiones y a la inteligencia o los tontos inteligentes de regiones. Cuando se vaya lo entenderá…Y será demasiado tarde, porque su sucesor, cualquiera sea su apellido personal o político, seguirá actuando como usted…Ni ahí.

Es su otro vacío como gobernante, a quien –fuera encuestas- valoramos y seguiremos estimando como un gran aporte a Chile. Seguramente a usted, de no seguir cometiendo los mismos errores: escuchar a sus íntimos y relegar el pensamiento de su pueblo, el que la eligió y está desencantado. ¿Cuál es su pueblo, los asesores íntimos (como Peñailillo, mencionado con respeto)?, o el resto de tontos inútiles que con sapiencia e inteligencia intentarían apoyarla, con un inmenso cerebro a cuestas. Sólo que usted no tiene tiempo, espacio, ni voluntad, para indagar qué piensan y cómo podrían ayudar esos cerebros que usted, tan gentil como displicentemente, mantiene en lo más profundo de su patio trasero.

Una revolucionaria, usted, optó por seguir en el juego del poder. Por eso sus reformas no convencen, ni mucho menos los discursos –reitero anodinos- para cautivar, síntoma más que claro de un caos o falta de direccionamiento en la política comunicacional presidencial  y gubernativa, en general, con sentido integral y estratégico. ¿Amiguismo?. Qué horror, le dirán Presidenta, lo que escribe este tipo. Será una reacción más del horror, como usted comunicacionalmente, maneja su Gobierno. Hoy por un desencuentro en lo político-comunicacional, no  se valora lo que en un década más será, en cuanto a reformas, un hito y usted no estará, ni la generación actual, jóvenes, adultos, adultos mayores, que escuchan pero no entienden, porque usted, señora Presidenta, no tiene el liderazgo para que comunicacionalmente, su mensaje llegue con impacto. Entonces medialmente, su estado de salud, es más importante que sus logros, no coherentemente difundidos…?

Con calma, prudencia y respeto, escuche a quienes  mantiene en el anonimato, es más ni siquiera los considera, pese a que siempre ha preferido una región – Caburgua-, como su refugio, en el cual ni su hijo  la deja disfrutar. Nosotros sí.

Desde el sur, estimada Presidenta, le proponemos estar con usted, porque se lo merece, pero mire hacia el lado….porque la solución a sus problemas político-comunicacionales, definitiva y perentoriamente no (solo) están radicados en quienes están funcionaria y políticamente a su lado, si no que en aquellos cerebros, que con una neurona más, le pueden refrescar la resaca política, lo que no implica restar, sino que sumar…

Quiero decirle, finalmente, que tengo más para decirle…Pero, para ello, debe leer lo que a usted le interesa, no aquello que le inducen y que por lo demás, hacen correctamente. Para eso se les paga. Lógica y error.

Con respeto y afecto,

GUSTAVO CID ASENJO

Director Red www.elgong.cl

66863988

En Chile, a 5 de septiembre de 2015

 

 

 

 

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.