LA NOCHE NEGRA EN LA “ZONA ROJA” Y EL RIESGO DE SEGURIDAD Y PARA LA MADERA CHILENA, ANTE TOZUDEZ DEL MODELO GUBERNATIVO, AL MENOS…

Lunes, 03 Agosto 2020 00:57 Escrito por  Publicado en Crónica Visto 5741 veces
Por: Luis Edo. Silva de Balboa/articulista de El Gong. Especial para este medio y sus órganos informativos asociados. Por: Luis Edo. Silva de Balboa/articulista de El Gong. Especial para este medio y sus órganos informativos asociados. elgong

Los grupos paramilitares (llamados “vecinos”) tomaron la acción de expulsión y represión sangrienta contra los mapuches a vista y paciencia de los agentes del Estado, anoche. Es otra colusión advertida.

Los vínculos de la Organización Internacional de Pueblos Nativos pueden lograr fácilmente una Resolución y prohibir la compra de madera chilena en el mundo, entre otras medidas que la acción del Estado, puede ahora, generarse, tras la nominación de Víctor Pérez, en el Ministerio del Interior.

 

Por: Luis Edo. Silva de Balboa/articulista histórico de El Gong. Especial para este medio y sus órganos informativos asociados.

 

En los años setenta, años de la Edad Media en Chile, la exportación del pino radiata colaboró inmensamente con la prosperidad para algunos que los “chicago boys” inventaron con el neoliberalismo a ultranza implantado en el país.

Ese neoliberalismo permitió el mayor desfalco y robo al Estado chileno (o sea a todos nosotros ) por parte de las élites incrustadas en el poder militar que con pasaportes y nombres falsos abrieron cuentas corrientes en el Banco Riggs y en otras latitudes.

La exportadora de madera Interwood Company agrupaba al que después pasó a llamarse el Consorcio Exportadores de Maderas de Chile. Llevamos el primer barco repleto de madera a Túnez, Marruecos y Argelia, mientras otros lo hicieron en mayor medida hacia Dubai.

Un buen día, (no tan bueno para muchos) se reunió la Liga Árabe en Túnez y resolvió prohibir la compra de madera chilena en los países árabes. Sucumbió en 24 horas un gran negocio para Chile, por las violaciones a los DD HH.

Los empresarios madereros de la zona de la Araucanía no se han dado cuenta que hoy les puede pasar exactamente lo mismo.

Los vínculos de la Organización Internacional de Pueblos Nativos pueden lograr fácilmente una Resolución y prohibir la compra de madera chilena en el mundo.

Más razón hay para esto cuando justamente los predios que los mapuches reclaman están en manos de las grandes forestales donde a contar de ayer en Victoria, Curacautín, y otros lugares, los grupos paramilitares (llamados “vecinos”) tomaron la acción de expulsión y represión sangrienta contra los mapuches a vista y paciencia de los agentes del Estado.

Chile debe cuidarse tanto de estos grupos como de las posibles sanciones de la Comunidad Internacional por el atropello y el racismo que se está practicando contra un pueblo completo. El cuento que son “grupos aislados violentos mapuches” ya no lo cree nadie, y se sabe perfectamente que el alma del pueblo mapuche completa es la que está agitada y pasada a llevar.

No está ausente el tema de las drogas en ambos grupos y sentido. O sea, el fracaso total del Estado (y gobierno) en el tema mapuche se manifiesta ahora de forma grotesca e impune, sin capacidad alguna de resolver un conflicto que cada día se agranda y profundiza.

 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.