DELINCUENCIA: Genocidio Nuclear - Capítulo 2

Martes, 01 Septiembre 2015 13:38 Escrito por  Publicado en Columna del Sheriff Visto 743 veces
Harry Truman fue el presidente norteamericano que tomó la decisión de lanzar la bomba atómica sobre Japón Harry Truman fue el presidente norteamericano que tomó la decisión de lanzar la bomba atómica sobre Japón elgong

Harry Truman fue el presidente norteamericano que tomó la decisión de lanzar la bomba atómica sobre Japón. Tanto él como el aparato militar y gubernamental alegaron que el uso de la bomba atómica ayudó a salvar miles de vidas que se habrían perdido si la guerra hubiese continuado por más tiempo.

Por qué se usó la Bomba?

La otra opción. 

Harry Truman fue el presidente norteamericano que tomó la decisión de lanzar la bomba atómica sobre Japón. Tanto él como el aparato militar y gubernamental alegaron que el uso de la bomba atómica ayudó a salvar miles de vidas que se habrían perdido si la guerra hubiese continuado por más tiempo. Según el mando militar de EEUU, la bomba atómica contribuyó a evitar muchas bajas. Tras la defensa suicida de Iwo Jima, calcularon que la invasión aliada aeronaval de Japón podría cobrar la vida de tres millones de japoneses y la de unos 400.000 americanos.

Inicialmente estaba previsto lanzar la bomba sobre Berlín, con el búnker de Hitler como la Zona Cero. Sin embargo, la rendición de Alemania y final de la guerra europea  (7 de mayo 1945) cambió los planes y Japón pasó a ser el objetivo.

Otro argumento fue que los alemanes habían estado desarrollando una bomba atómica destinada a usarla indiscrinadamente en contra de los aliados, quienes al lanzarla sobre Hiroshima y luego en Nagasaki, lo justificaron por la presencia de blancos militares y numerosas industrias japonesas de material bélico.

También la  memoria de Pearl Harbor sirvió de justificación. El 7 de diciembre de 1941 los japoneses los habían tomado por sorpresa atacando el puerto de Pearl Harbor. Ese día se hundieron 19 barcos y murieron cerca de 2 mil 400 soldados y marinos.

El “desquite” llegó entre el 6 y 9 de agosto de 1945, cuando los norteamericanos sorprendieron a los japoneses, a su vez, destruyendo las ciudades de Hiroshima y Nagasaki con dos bombas nucleares. La diferencia es que el saldo de muerte entre los japoneses fue de 240 mil personas, 100 veces el daño causado en Pearl Harbor.

En la realidad , los móviles principales fueron diferentes. Se buscaba la rendición total del Japón antes que la Unión Soviética entrara de lleno a la guerra en Asia y fortaleciera su posición en esa zona. El 8 de Agosto de 1945 un millón y medio de rusos atacó Manchuria desde Siberia y logró una victoria absoluta, donde "solo" perdieron la vida doce mil soldados soviéticos.

Estados Unidos sabía que si usaba la bomba atómica no sólo sería determinante en el resultado de la guerra, sino que la posesión de un arma con tal capacidad de exterminio lo ubicaba a la cabeza de las naciones del mundo. El asunto es que el uso de esta bomba fue una demostración de poder tan efectivo, que sus efectos disuasivos se han prolongado hasta nuestros días.

Diplomacia nuclear

La historia  de la bomba atómica se inició en Agosto de 1939, cuando el presidente Roosevelt recibió una carta de Albert Einstein, en la que le informaba que la fisión del núcleo del átomo de uranio parecía posible, acción que liberaría una cantidad enorme de energía. En 1940 el gobierno norteamericano puso en marcha el proyecto Manhattan en el mayor de los secretos con el fin de ganarle a los alemanes la carrera en la creación de una bomba atómica. Después de invertir dos mil millones de dólares en el programa, la primera prueba de la bomba tuvo lugar con éxito el 16 de julio de 1945, en un lugar desértico y próximo a Álamo Gordo, estado de  Nuevo México. En esa fecha empezó a consolidarse la era nuclear.

La tarea de construir la bomba atómica fue complicada y requirió mucho tiempo y dinero, en tanto que las dos utilizadas contra Japón eran las  únicas que había en el mundo en esa época. Pero el día que estalló la bomba en Hiroshima se inició formalmente la carrera armamentista. La primera potencia en demostrar que ya contaba con un arma nuclear fue la Unión Soviética, en 1949.

La Guerra Fría, el período que se inició al término de la Segunda Guerra Mundial, implicó un estado de tensión y rivalidad entre las dos superpotencias, la Unión Soviética y Estados Unidos, y de manera indirecta entre sus aliados, ya que puso en muchas ocasiones al mundo al borde de un enfrentamiento nuclear. En el momento más álgido de la Guerra Fría, durante la década de los sesentas, Estados Unidos tenía 70 mil cabezas y bombas nucleares, más de 6 mil armas y 5 mil bombarderos estratégicos.

A  pesar  de que no se ha vuelto a usar una bomba atómica contra otro país, no se ha disipado el temor de que alguna potencia nuclear use su armamento. La desolación causada por las dos bombas detonadas en Japón sería mínima, si se compara con el poder destructor

de las tecnologías bélicas actuales, además de que ahora hay suficientes bombas para hacer desaparecer al planeta en solo minutos. En la conmemoración del 56 aniversario de las explosiones nucleares en Japón, el primer ministro de este país, Junichiro Koizumi, dijo:

“Como el único país que ha sufrido un ataque nuclear, pedimos a la comunidad mundial que erradique las armas nucleares para construir una paz duradera, para que la devastación de un ataque nuclear no vuelva a repetirse jamás¨

De 1945 a la fecha ha habido varios intentos para conseguir la erradicación de armas nucleares pero hasta el momento no hay un acuerdo de desarme que haya sido suscrito por todas las potencias nucleares. En 1996 se elaboró un Tratado que prohibía las pruebas nucleares y que fue firmado por casi todas las naciones, excepto India y Pakistán.

Hay quienes piensan que un desarme generalizado es imposible por “razones de seguridad nacional” y estrategia política de cada país. Sin embargo, se cree que si las naciones con armamento nuclear ponen sus arsenales bajo estricta vigilancia internacional, esta medida puede salvaguardar al mundo de una catástrofe bélica irreversible.

La conmemoración de los terribles sucesos ocurridos en Hiroshima y Nagasaki en 1945 nos recuerda los extremos de destrucción a los que puede llegar el ser humano si la comunidad internacional no pone un limite al uso militar de la energía nuclear.

Tal como lo he  afirmado en artículos anteriores, el hombre puede llegar a ser el peor enemigo de su especie. Solo depende de intereses interpuestos, el poder disponible en la acción y la posibilidad de quedar impune.

Fuente de información: http:se piensa.org.mx

Wikipedia, la enciclopedia libre

Condensado para EL GONG

Arturo R. Marshall

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.